Paisaje de Agave que sabe de #Tequila. La bebida mexicana más famosa en la Tierra es el tequila, una bebida que se produce en una región muy específica.

Escrito   ▪  06/07/2018

article-image-44491

La bebida mexicana más famosa del planeta es el tequila. Lo bebemos solo, en cocteles, con la ortodoxia de la sangrita y el limón o con formas nuevas que se crean en todo el mundo.

El tequila tiene denominación de origen y se produce en una región muy específica del estado de Jalisco, en unas 34 mil hectáreas. Y este Paisaje Agavero es de las regiones más interesantes del país. Por algo la ONU la nombró Patrimonio de la Humanidad desde el 12 de julio de 2006.

 

 

Se encuentra a 60 km al oeste de Guadalajara, entre las faldas del volcán de Tequila y el valle del Río Grande de Santiago. Se trata de una superficie de unas 34.658 hectáreas.

Aquí predominan los cultivos del agave tequiliana weber variedad azul. Y justo del cocimiento de las piñas de esta planta se elabora el tequila desde el siglo XVI, que algunos también llaman vino de mezcal.

 

SHUTTERSTOCK

 

 

Las principales destilerías se encuentran avanzando por la carretera 15, desde ahí se llega a los municipios de Magdalena, Amatitán, El Arenal, Teuchitlán y Tequila. Éste último además es Pueblo Mágico desde 2003, la visita obligada es al Museo Nacional de Tequila. Todos estos municipios hay destilerías que te pueden mostrar el proceso de producción del tequila, desde cocinar la piña hasta destilar el alcohol.

 

 

 

Si visitas estos lugares podrás conocer el arte del jimador. Así se le llama a este oficio ancestral con el que se cosechan los agaves maduros. Hombres sabios, curtidos por el sol, manejan la coa, herramienta diseñada para cortar las hojas del agave y hasta te invitan a probarla en natural.

 

SHUTTERSTOCK

 

 

Por la ladera sur del volcán de Tequila se encuentra la zona arqueológica de Los Guachimontones, de la cultura Teuchitlán. Se habitó entre los años 200 a 900. Los teuchitlanes crearon terrazas para la agricultura, templos, montes ceremoniales y campos para jugar a la pelota. Destaca su arquitectura de basamentos cónicos rodeados de patios circulares.

Pero la cultura de Teuchitlán además era aficionada al juego de pelota. Aquí se han localizado más de 89 canchas, y esto quizá explique el furor de los jaliscienses por el fútbol. La más grande está en el corazón de la zona arqueológica. Se sabe que también esta cultura fue de las primeras en saber cocinar las piñas de agave.

 

SHUTTERSTOCK

 

 

Como gastronomía hay varias opciones, todas suculentas. Desde la emblemática birria y el delicioso pozole acompañado con tostadas, hasta exquisitas rarezas como las ancas de rana, cocinadas a la diabla, en caldo o zarandeadas.

El Paisaje Agavero es uno de los grandes orgullos de nuestro país, y uno de los destinos que debes poner como prioritario en tu agenda. Se te hace tarde para probar in situ su gran destilado, que también es orgullo nacional.

 

SHUTTERSTOCK

 

 

Foto en portada: Shutterstock

Foto en home: Shutterstock

 

Fuente: www.mexico.mx

La Ranchera 96.7 FM - Los Angeles | Aqui Estas: